San Juan, Puerto Rico – El gobernador Alejandro García Padilla, amante de anunciar los éxitos de su administración escritos en futuro simple en vez de en pretérito perfecto, publicó recientemente la lista de los logros que conseguirá durante su inexorable quinto cuatrienio al poder.

El primer logro mencionado en el comunicado de prensa es, claro está, haber sido elegido gobernador por cinco términos consecutivos, “algo que ni el mismo Luis Muñoz Marín habría podido conseguir incluso con todos esos viejitos que siguieron votando por él aun después de su muerte”. Su comedera de dulces para con el fundador del Partido Popular Democrático no se detendrá ahí, sin embargo, porque alegadamente el aeropuerto de Carolina será renombrado el Aeropuerto Interplanetario Alejandro García Padilla; el parque Luis Muñoz Marín se conocerá como el Centro de Simulación Vegetal Alejandro García Padilla; e incluso la Fundación Luis Muñoz Marín llevará su nombre (aunque admitió que ni siquiera sabía que existía o qué era hasta ese momento).

“Su quinto cuatrienio será particularmente importante para el general García Padilla”, reza el comunicado de prensa / pronóstico publicitario. “Habiendo curado el cáncer; acabado con la criminalidad; y encontrado cómo los problemas de complejidad NP-completo pueden ser resueltos en tiempo polinómico, García Padilla recibirá el Premio Nóbel de la Medicina, de la Paz, y de Matemática (este último creado específicamente para él). También recibirá el Premio Nóbel de Literatura por su best-seller intergaláctico titulado ‘Soberano Gobernador’, un cándido recuento de sus experiencias como gobernante de Puerto Rico el cual fue descrito por el cadáver reanimado de Gabriel García Márquez como ‘el mejor exponente del realismo mágico que haya leído en mi vida (¡o en mi muerte!)'”.

“Es muy importante para mí que estos logros venideros de mi administración salgan a la luz pública, décadas antes de que sucedan”, explicó el primer mandatario boricua y futuro líder de la resistencia humana en contra de la invasión de los alienígenas de Andrómeda V. “Sé que habrá muchas personas malintencionadas, chismosas y estadistas que le restarán importancia a los éxitos que, junto con el pueblo puertorriqueño, alcanzará mi administración, tildándolos de ‘improbables’, ‘fantasiosos’ y ‘pelones’. ¡Pero ya veremos quién reirá último, cuando sea yo elegido Emisario de la Humanidad, firme un tratado de paz con una raza extraterrestre y establezca la capital de la Federación de Naciones del Planeta Tierra en Coamo!”.

Alejandro García Padilla dándole la mano a un extraterrestre

El eventual general García Padilla luego de firmar el acuerdo de paz que dará fin a la cruenta Guerra Andromédica del 2020 [Imagen cortesía de LUY]

Para establecer un balance, el memorando publicitario admite que incluso en el 2028 la administración de García Padilla enfrentará un sinnúmero de retos, entre estos: impedir que el reggaetón se riegue a otros planetas (como desgraciadamente sucedió en la Tierra); arreglar los hoyos que aún plagarán la Autopista Ferromagnética Alejandro García Padilla; y resolver el problema del estatus.