San Juan, Puerto Rico – Como consecuencia del alegato de culpabilidad hecho por el ex Senador Jorge De Castro Font, acusado a nivel federal de extorsión y venta de influencias, el Servicio Nacional de Meteorología (SNM) emitió ayer en la tarde una advertencia de huracán de excreta para el área del Capitolio en Puerta de Tierra, luego de que sus modelos predijeran la inminente formación de un poderoso sistema con vientos gástricos sostenidos de por lo menos 95 millas por hora, con una trayectoria proyectada que lo colocaría saliendo de las entrañas del ex legislador desde tempranas horas de la tarde de ayer en dirección del Capitolio en Puerta de Tierra. Se espera que este huracán inunde con materia fecal la mayoría de las oficinas del recinto legislativo y arrase con la mitad de los miembros de ese cuerpo, así como con las oficinas del Departamento de Estado del país.

Esta imagen de radar muestra las impresionantes dimensiones de la temida formación climática, evidentemente a punto de descargar toda su ira sobre la Legislatura puertorriqueña

“Luego de escuchar detenidamente las expresiones de De Castro Font, nuestro pronóstico climatológico es contundente: a la legislatura la arropó la brown“, aseguró Israel Matos, Meteorólogo a cargo de la oficina del SNM en Puerto Rico. “Nuestros modelos meteorológicos son inútiles: es imposible predecir la magnitud de este fenómeno. En otras ocasiones hemos visto políticos corruptos que cuando los aprietan un poquito confiesan hasta que se robaban el periódico del vecino cuando eran chiquitos, o que cuando se aburrían jugaban con bolitas de moco. Pero nunca en la historia de nuestra legislatura habíamos escuchado a un senador que haya hablado tanta mierda, ni que haya sido tan buscón como De Castro Font”, aseguró. “Nuestra proyección no oficial es que Freddy Valentín y (José) Granados Navedo serían confundidos con mudos en comparación con Ñañito”, dijo en referencia a dos grandes cantores puertorriqueños de la década del 90. “Aquellos dos eran unos chubasquitos; Ñañito es categoría 9”, aseguró, inventando una nueva clasificación para tan devastador sistema.

Matos explicó que a pesar de que existen factores que podrían atenuar el impacto de este fenómeno, la población debe prepararse para la eventualidad de que desarrolle totalmente su potencial de desolación. “El frenillo de Ñañito podría aplacar un poco el azote de este huracán haciendo que sus vientos sean más bien intermitentes, pero la realidad es que no nos debemos confiar. Definitivamente tenemos que prepararnos para lo peor. Sólo espero que el tipo no haya almorzado bacalao hoy”, advirtió Matos mientras se ajustaba su máscara anti-gas.

Efectivos del Servicio Nacional de Meteorología comienzan los preparativos para enfrentar al huracán Ñañito: “Jefe, ya llegamos al Capitolio. Todo se ve limpio… por ahora…”

Por su parte, el ex Presidente del Senado y actual Secretario de Estado, Kenneth McClintock, aseguró no estar preocupado luego de escuchar sobre el inminente paso del huracán Ñañito justo encima de su nueva oficina en el Departamento de Estado, dado que cuenta con información en el sentido de que el sistema cambiará su rumbo luego de desolar el Capitolio: “Yo estoy confiado en que este ciclón no nos va a tocar. Me han asegurado que el sistema se alejará antes de llegar acá, así que no tendré que colocar tormenteras”, aseguró mientras miraba algo nervioso su teléfono celular. Sobre la confiabilidad de sus alegados reportes climatológicos, McClintock reafirmó la exactitud de la información, aclarando que sus fuentes cuentan con modelos meteorológicos más avanzados que los del SNM: “Los modelos que usan mis meteorológos son más completos [que los del SNM] porque ellos han estado estudiando este fenómeno desde su formación. Ellos conocen exactamente por dónde pasará y, más importante, por dónde no. Ahora, con su permiso, tengo que verificar los más recientes cambios en la trayectoria del huracán. ¿Jelou? Primo Wicho, ¿cómo estás? ¿Hablaste con Rosa Emilia?”, se le escuchó decir a una persona no identificada que le llamó a su unidad móvil, mientras se alejaba a toda prisa.

Sin embargo, el Director de la Agencia Estatal para el Manejo de Emergencias y Administración de Desastres (AEMEAD), Heriberto Saurí, declaró que a pesar de que su agencia está consciente del inevitable desastre que ocasionará este sistema, la agencia se debatía entre enviar efectivos de AEMEAD o de la Guardia Nacional a socorrer a los afectados, o si simplemente dejarán que los arrope la inmensa marejada marrón. “La verdad lo que estamos deliberando es si enviamos recursos a recoger escombros, o si dedicamos nuestros esfuerzos a organizar una grandiosa fiesta de celebración”, declaró Saurí. “Lo que sí queremos decirles a los posibles afectados dentro del Capitolio es que mantengan la calma durante el temporal y que adquieran artículos de primera necesidad, como doce o trece six-packs de Charmin Mega Rolls”, aconsejó con mirada sincera. A preguntas de El Ñame sobre si comtemplaban acudir a socorrer a las víctimas una vez pasada la emergencia, Saurí se limitó a comentar que “sí, sí. Espérennos, que ya salimos”.

El reconocido experto en manejo de emergencias, Mr. Whipple, demuestra la forma correcta de recoger escombros luego del paso del huracán Ñañito: “¡No aprietes el Charmin! ¡Te podrías llevar una sorpresa!”