Los Ángeles, California – Luego de horas de incertidumbre donde se ha informado que Michael Jackson estaba muerto, en estado catatónico, en estado de coma por una sobredosis de Boricuex, y en el hospital con una pierna rota por caerse de un velocípedo que guiaba con dos niños encima, El Ñame puede reportar que el otrora Rey del Pop, Michael Jackson, murió ayer a la edad de 50 años, luego de un ataque cardíaco. Sin embargo, la muerte del cantante no duró mucho, cuando éste se levantó de la morgue más vital que nunca, y rodeado del resto de los cadáveres que se levantaron junto a él, anunció que estaría filmando la secuela de Thriller e iniciando una nueva gira.


Michael Jackson, luciendo más vital que nunca en la morgue rodeado de su nuevo elenco. Ok, ok, es una foto del video de Thriller, pero estamos bastante seguros que se va a ver más o menos así en un par de meses, así que es casi verdad. Sí, vamos pal’ Infierno, los sabemos

“Mi plan funcionó perfectamente”, admitió el recién regresado de ultratumba. “Como Orpheo, estaba seguro que con mi canto y mi Moonwalk podría encantar a Cerberus y ablandar el corazón de Persephone para que me permitiera regresar a este mundo y de paso resucitar mi carrera. Ah, y la convencí a que me dejara traerme a toda esta gente para que fueran mis bailarines”, dijo apuntando al ejército de zombies detrás de él. “¡Thriller 2 con zombies de verdad! Beat that, bitches! IIIIIIIJIIIIIII!“, aseguró mientras agarraba sus pútridas bolas.


Sinceramente, el maquillista de Thriller no tenía nada que buscar aquí. Shit

Jackson procedió entonces a anunciar que éste sería el principio de su “See? I’m Not *Actually* Dead Yet (Neither Is My Career. Really!)” Tour, y que éste empezaría su promoción en varios hospitales y museos de niños del país para, y citamos, “estar en contacto con mi fanaticada”. “En verdad, el plan no podía fallar: si no lograba regresar del Más Allá para esta gran gira, seguramente las ventas de mis discos se iban a disparar como quiera y el nuevo disco póstumo con grabaciones inéditas hubiera sido un éxito rotundo, y como estaban las cosas… ¡Pues eso era progreso!”, aseguró.

Por otro lado, Farrah Fawcett anunció desde Tartarus que estaba furiosa con Jackson por éste robarle toda la atención, luego de que ella muriera en la mañana de ayer. “¡Yo me morí primero! ¡Y estaba enferma de algo real y serio, cáncer, no de changuería y ñeñeñés, como él!”, tronó con voz de ultratumba. Por otro lado, Ed McMahon, ex mano derecha de Johnny Carson, quien murió el pasado martes, dijo que no sentía como que Jackson había hecho que la gente se olvidara de su muerte porque él ya sabía que para el miércoles nadie se iba a acordar de él de todos modos.