Washington, D.C. – Luego de revelarse que el yerno de Donald Trump, Jared Kushner, está bajo investigación por reuniones con rusos en diciembre, este ha pasado horas sin parar convenciéndose que su propio suegro no lo tirará a mondongo… porque Donald Trump no traicionaría nunca a su yerno y padre de sus nietos, ¿verdad?

Caricatura de Donald Trump

A Trump no se le va mano izquierda en esta imágen porque está escondiendo el cuchillo que le va a clavar a Kushner. [Imagen cortesía de LUY]

“Él nunca me traicionaría. Yo soy el hombre que se casó con su hija y la convirtió al judaís… ¡Oooooh, Elohim!”, exclamó Jared al darse cuenta lo que le venía encima. “No, no, no… cálmate, Jared, él no te va a tirar a mondongo. Aún si el suegro me fuera a clavar el puñal en la espalda, mi amada esposa me defenderá. Después de todo, soy el padre de sus hijos. Su mirada amorosa me prueba todos los días que… ¿o es una sonrisa diciendo que ya cumplí mi función y no me necesita? ¡Elohim! ¡Sálvame!”, imploró.

Pensamos acabar la historia con una broma de sobre cómo la FBI acabó yendo a Jared, pero no la hicimos porque ya medio mundo la tiene que haber hecho.