Washington, D.C. – Estadounidenses que se sentían bien contentos con que ya se está acabando un año lleno de escándalos entraron en depresión al darse cuenta que es tan solo el mes de mayo. Esto se podría perdonar, ya que solo esta semana hemos visto al presidente Trump despedir a su director de la FBI para obstruir una investigación en su contra, regalarle información clasificada a los rusos en la Oficina Oval y amenazar con salirse de NATO por segunda vez, lo cual es suficiente para un fucking año.

Caricatura de Donald Trump

Si este cabrón no hace algo que nos mate a todos, como mínimo nos va a matar de un ataque al corazón. [Imagen cortesía de LUY]

“Wow, el tiempo pasa bien rápido cuando todo es horrible”, relató Enrique Santiago mientras metía en el clóset los petardos que iba a usar esta noche para la fiesta de Fin de Año que juraba era hoy. “Bueno, por lo menos lo único que queda para el año es la nominación de Joe Lieberman como director de la FBI, el nombramiento del Sheriff David Clarke al departamento de Homeland Security y el viaje de Trump al Medio Oriente que de ninguna forma creará ningún tipo de problemas. ¿Cómo que todo eso es la semana que viene? ¿La semana que viene? ¿Todo eso en una semana y sabrá Dios qué más? Oh, God!“, se lamentó en sollozos.

Este periódico les recuerda que nada importa, porque todos vamos a morir en manos de este cabrón.