San Juan, Puerto Rico – Luego de llenarse la boca responsabilizando al gobernador Alejandro García Padilla y al ex secretario de estado David Bernier por la llegada de la Junta de Control Fiscal, Ricky Rosselló se expresó preocupado con que pudiera ganar las elecciones y perder ese guisito bueno de poder criticar sin hacer nada.

Caricatura de Ricky Rosselló hecha por LUY

Papá: sabes que en algún momento tendrías que tener un logro o algo así, ¿verdad? [Imagen cortesía de LUY]

“Mano, como que le he cogido el gustito a esto de tirar piedras al techo de otros y ahora que veo que de verdad este pueblo me puede escoger de gobernador… pues no sé. Como que pone down“, intimó el joven Rosselló. “En verdad, la idea de que todo el que no sea yo va a tener este guisito que tanto me gusta, no me hace mucha gracia. Por lo menos puedo contar con que River Schatz no me va a tirar a mondongo, porque él quiere y respeta mucho a mi papá. ¿No?”, preguntó preocupado.

Fuentes confidenciales aseguraron a este periódico que todo el mundo y sus madres se mueren de ganas por criticar al lindín este el minuto que llegue al poder.