San Juan, Puerto Rico – El Secretario de Educación de Puerto Rico, Rafael Román, reaccionó como todo buen líder hace cuando enfrenta fuertes críticas botando a la secretaria asociada de Educación Especial, Doris Zapata Padilla y al director de la Oficina de Asuntos Federales, Ramón López de Azúa. En otras palabras: botando a to’ el mundo menos a él mismo.

Y en esa misma guagüita los montó y los mandó pa’ sus casas. ¿Pero él montarse? ¡Ni pa’l carajo!

“¿Cómo es? ¿Que ustedes esperaban que yo dijera ‘The buck stops here‘? ¡Ilusos!”, se mofó Román, ante la insinuación de que debería renunciar por el mal comienzo de clases y los problemas en el programa de Educación Especial. “Yo aprendí del mejor, de mi gobernador. Para sobrevivir cualquier crisis, es cuestión de sacar pechito y botar a to’ el mundo menos a uno mismo. ¡Esto de ser líder es la changa!”, celebró completamente ignorante al hecho de que lo van a botar un viernes de estos.

El secretario finalizó asegurando: “No se quejen de mí, que podría ser peor. ¡Por lo menos no soy Víctor Fajardo!”.