San Juan, Puerto Rico – El gobernador Alejandro García Padilla ofreció recientemente más información sobre la consulta sobre el asunto del estatus que su administración hará más tarde en el cuatrienio, adelantando que en esta los votantes que aboguen por la estadidad podrán identificarse como “Pitiyanquis”, “Vendepatrias” o “Penepestosos”.

El gobernador comentó que quiere asegurarse que “todo el electorado puertorriqueño pueda verse representado entre las opciones de este plebiscito para que nadie sienta que le pasaron el rolo con papeletas turbias y diseñadas maliciosamente como hizo la Pasada Administración®”. Según García Padilla, las opciones del venidero plebiscito serán “diáfanas y acaparadoras” para asegurar “un resultado contundente que el gobierno federal no pueda pasarse por donde no le da el sol”. A este fin, cada votante podrá indicar cómo se identifica políticamente en vez de elegir una fórmula de estatus que pueda resultar confusa: específicamente, quienes se consideren afines al Partido Popular Democrático marcarán la opción “Boricua de Pura Cepa”, mientras que aquellos que se identifiquen con el Partido Nuevo Progresista deberán elegir entre tres opciones: “Pitiyanqui”, “Vendepatria” o “Penepestoso”.

La papeleta del plebiscito no contará con las familiares imágenes asociadas con los partidos de mayoría “porque eso podría tener el nefasto resultado de que gane la estadidad”

El comité encargado con la tarea de crear la papeleta intimó que también llegó a considerar darle cabida a aquellos que se identifiquen con el Partido Independentista Puertorriqueño (con la opción de “Comefuego”), pero que al fin y al cabo esta sería elegida por tan poca gente que caerían en el porcentaje de error de todos modos. Ante la imputación de que el esquema de la hoja de votación obligará a los estadistas a escoger entre definiciones que ellos seguramente encontrarían insultantes, el comité negó que esa fuera su intención: “Lo que pretendíamos nosotros con el diseño de la papeleta era simple y sencillamente dividir el voto estadista en tres partes para que pierdan el referéndum obliga’o: ¡si encima de eso se sienten ofendidos y denigrados, eso es solamente una ñapa!”.

La papeleta contará con una guía para ayudar al elector indeciso cómo debe marcar su voto. Por ejemplo: “Si amas a Puerto Rico y quieres que prospere, ¡felicidades! Eres ‘Boricua de Pura Cepa'”; dicho renglón cuenta con una nota al calce que reza, en letra casi ilegible: “Los votos de los ‘Boricuas de Pura Cepa’ se contarán como favoreciendo el sistema del ‘ELA Mejorado Plus®’, una nueva y refrescante modalidad del Estado Libre Asociado que conoces, pero con ciertas modificaciones que nos sacaremos de la manga posteriormente para fingir que no es la misma mierda en la cual llevamos estancados desde la época de Muñoz Marín”). Por otro lado, “Si quieres que se extinga el coquí, eres un ‘Pitiyanqui’; Si te tripió cuando Madonna se pasó nuestra bandera por entre las patas, eres un ‘Vendepatria’; Y si crees que Puerto Rico debería cambiarse el nombre a ‘Rich Port‘ para agradar al gobierno federal, eres un ‘Penepestoso'”. La nota al calce de estas tres opciones, por su parte, aclara que “Un voto por cualquiera de estas tres opciones se considerará provisional hasta que el elector pueda producir cinco (15) formas de identificación; un certificado de nacimiento original; y una carta firmada por el ayudante del subsecretario asociado de la Comisión Estatal de Elecciones junto con un sello de Colecturía de diez (100) dólares”.

Un coquí sobre una hoja

¿Quieres que se extermine el Eleutherodactylus coqui? Ah, pues: ¡hola, “Pitiyanqui”!

El gobernador concluyó diciendo que su administración “no desea que el resultado de este plebiscito sea susceptible a malinterpretación (como el que se realizó durante la Pasada Administración®), sino que por el contrario, que quede claro que el pueblo puertorriqueño quiere permanecer en este limbo político que el Partido Popular Democrático siempre ha favorecido. Y, primordialmente, nosotros en el PPD queremos que el proceso de consulta se lleve a cabo justamente… ¡justamente como más nos convenga a nosotros!”.