Orlando, Florida – Demostrando que a las mujeres no hay quién las entienda, Tiger Woods y la esquiadora profesional Lindsey Vonn anunciaron esta semana que están saliendo juntos. Esta relación tiene perfecto sentido para Woods, ya que Vonn es una megajevota esquiadora olímpica que sufrió un aparatoso accidente este año del cual está todavía rehabilitándose. Esto hará imposible que ella pueda correr detras de él con un palo de golf para golpearlo cuando el golfista inevitablemente le pegue cuernos.

Sabemos por qué esta relación hace sentido para él. Y para ella pues… pues… ¡carajo, no hay justicia en este mundo!

“Para los que creían que yo no podía conseguirme otra jevota rubia… Suck it, bitches!“, se burló un justificadamente guilla’o Tiger Woods. “En verdad soy increíblemente afortunado de que esta maravillosa chica haya sufrido daño cerebral masivo en ese accidente y no pueda deducir que inevitablemente le voy a pegar cuernos. No, papo: ¡no había break de otra forma! En verdad esa es la mejor parte de esto. ¡Que tenga la pierna hecha cantos y no me pueda correr con un palo de golf es bono!”, exclamó.

Eso es así. Pégale cuernos a tu esposa con flejes y esta es la recompensa que te espera al otro lado. ¡Este Dios es tan gracioso!

Tratamos de conseguir una reacción de Lindsey, pero esta se limitó a posarnos espectacularmente mientras balbuceaba palabras ininteligibles.