San Juan, Puerto Rico – Evelyn Vázquez, la senadora por el distrito de Mayagüez-Aguadilla, fue acusada de haberse beneficiado indebidamente de una medida propuesta por ella misma. En respuesta a dichas imputaciones, Vázquez propuso una ley que hace ilegal que alguien la acuse de proponer leyes para su propio beneficio.

Si quieres criticar la gesta legislativa de Evelyn Vázquez, ¡apresúrate!

Las imputaciones se dan luego que la Senadora recibiera $10,000 de asistencia económica para el cierre de su nueva vivienda provista por el programa Mi Nuevo Hogar, gracias a una enmienda que ella misma propuso, aprobó y recomendó. A pesar de que el propósito del programa es ayudar a familias de escasos recursos a costear los gastos de cierre de una casa, por alguna razón, Vázquez, con un ingreso anual de más de $120,000, logró cualificar para el beneficio. En vez de dar explicaciones satisfactorias sobre el asunto, la Senadora se limitó a proponer una ley que “prohíbe terminantemente que cualquier persona (sobre todo uno de esos reporteros metiches que la tienen cogí’a con ella) haga insinuaciones de que la senadora Evelyn Vázquez legisla para ella misma” — que, de ser aprobada, limitaría el material de El Ñame por un 25%.

Claramente personas que tienen problemas pagando los gastos de cierre de humildes chocitas como esta necesitan ayuda del Gobierno

Para Mari Tere González, la contrincante de Vázquez por el recinto de Mayagüez-Aguadilla, es sumamente sospechoso que la enmienda en cuestión haya sido radicada por Vázquez y luego referida a la Comisión de Asuntos de la Mujer, presidida por ella misma, para ser estudiada. “Esa es tremenda guachafita la que tienen en la Legislatura si quien escribe la medida es quien está a cargo de estudiarla”, opinó González. “O sea, cualquiera diría que Evelyn Vázquez es la Cuca Gómez de la política: cuando se trata de un proyecto de ley, ella lo propone, ella lo aprueba, y ella lo recomienda, ¡wow!”.

Cuca Gómez, diva de belleza y refinamiento, cuyo lema era “Yo lo fabrico, yo lo uso y yo lo recomiendo, ¡wow!”

Por su parte, Vázquez ni se molestó en negar las imputaciones de González, “porque cuando la mayoría penepé invariablemente apruebe esta nueva ley que prohíbe que se mancille mi buen nombre y/o que me saquen mis trapitos sucios al aire, ella y todos esos envidiosos de la prensa totona del país –oséase, todos menos El Vocero– se van a tener que meter la lengua por ya ustedes saben dónde”. Al preguntarle si no le molesta que los votantes de su distrito piensen que hay gato encerrado en este asunto, la Senadora respondió con ojos desorbitados: “¡Claro que me molestaría! ¡Yo amo a los animales, y jamás encerraría a un pobre gatito!”.

“PERO, ¿¡QUIÉN ENCERRARÍA A UN POBRE GATITO!?”, preguntó Vázquez horrorizada