Cabo Cañaveral, Florida – El viernes pasado marcó la primera vez que el National Aeronautics and Space Administration (NASA) lanza al espacio a dos hispanos juntos en la misma misión. La agencia espacial aseguró, sin embargo, que éste no es sino el primer paso en un largo proyecto gubernamental de enviar a todos los hispanos viviendo en los Estados Unidos al espacio, con el propósito de “emblanquecer, y por ende mejorar, la nación americana”.

“Tenemos entendido que ahora mismo hay 45 millones de hispanos mancillando a nuestra adorada América con su peste a tortillas, acento incomprensible, y tendencia a trabajar más arduamente que el blanco común”, explicó John Thomson, el Director del programa de Emblanquecimiento Social de la NASA. Thomson indicó que la misión del viernes pasado en la que se envió al espacio a los astronautas Daniel “Danny” Olivas y José Hernández López, ambos de descendencia latina, marcó sólo el inicio del plan maestro de la NASA de “sacar del planeta a todo aquél que marcara el encasillado que decía ‘Hispanic‘ en el último censo”. Este primer paso se dio finalmente luego de tener que retrasar el despegue par de veces, “aunque tratándose de una misión con dos hispanos, ¡cómo iba a salir a tiempo!”, exclamó Thomson.


NASA, si lo que quieres es sacar fuera del planeta a hispanos como RBD, mete mano

Thomson se curó en salud pidiéndole a la ciudadanía que no se alarmara por el plan de la NASA de mandar a todos los hispanos al espacio (aunque en efecto los únicos que parecen estar alarmados son los que están en la lista de ser “ex-planetados”). “Ellos van a estar de lo más felices allá arriba”, aseguró Thomson con certeza. “Los cohetes espaciales que nosotros usamos son tan viejos que estoy seguro que podrán fácilmente encontrar algo que limpiar, o alguna superficie metálica que brillar. Nuestro plan es de eventualmente enviarlos a todos a la Luna, y ahí lo más que hay es polvo por todas partes: ¡van a estar entretenidos limpiando por décadas y décadas!”.


Próximamente este transbordador estará llevando a la Luna a “toda esa zafra de hispanos arrimados”

Los astronautas Olivas y Hernández se encuentran por el momento en la Estación Espacial Internacional, donde, según sus camaradas, “no hicieron más que llegar y rápido empezaron a preguntar si había algún trabajito que necesitáramos que ellos hicieran, o si había algún niño blanco que ellos pudieran ayudar a criar. ¿Ya ven por qué los tenemos que sacar a todos del planeta? ¡Están haciendo que, en comparación, los demás americanos parezcamos vagos y añoñados!”. Aunque intentamos entrevistar a estos dos intrépidos pioneros, ellos no estuvieron disponibles por estar demasiado ocupados construyendo expansiones a la Estación Espacial ganando menos de salario mínimo.


Danny Olivas, chiripeando a bordo de la Estación Espacial a cambio de dos o tres pesos

A pesar de que el Presidente Obama debería estar en contra de este proyecto a todas luces racista de la NASA, la realidad es que él lo está apoyando: “Miren, yo les agradezco en el alma a los latinos por haber votado por mí… ¡pero basta ya de este protagonismo de los hispanos! Los negros siempre hemos sido la minoría oprimida par excellence en los Estados Unidos: ¿qué es esto de invadirnos, reproducirse como güimos, y sobrepasarnos en número?”. El Presidente aseguró que el próximo blanco del proyecto serán los cuatro millones de puertorriqueños que siguen dando candela en cuanto al asunto del estatus: “¡Ahora todos podrán ser ‘boricuas en la luna’… ¡de nada!”.


El sueño de todo pipiolo comefuego próximamente podrá hacerse realidad