Mountain View, California – La compañía Google, responsable de decenas de productos homónimos tales como “Google Docs”, “Google Calendar”, “Google Reader”, entre otros, ha causado un gran furor en la industria de la informática con el anuncio de su nuevo producto, “Google Whatever“, el cual tiene a sus fanáticos muy entusiasmados a pesar de que nadie sabe exactamente de qué se trata.

Luego de comenzar misteriosos y exclusivos proyectos beta de otros productos tales como Google Voice y Google Wave, el titán de la informática no se quedó ahí, añadiendo a su colección de productos el prometedor “Google Whatever”. James Witherspoon, Director de Mercadeo de Google, le aseguró a sus usuarios que “Google Whatever será la culminación de toda la experiencia que nuestra compañía ha adquirido a través de los años. Empleará una sinergía de productos colaborativos, basados en tecnologías de Web 2.0, que le permitirá a sus usarios acceso real-time y distribuido de la data, la cual estará disponible en línea desde cualquier lugar del planeta. ‘Google Whatever’ le ofrecerá a los desarrolladores un interfaz público de programación que será extensible y el cual utilizará exclusivamente protocolos de tecnologías abiertas, y, como de costumbre, todo será completamente gratis. ¿Qué más pueden pedir? ¿Qué les digamos exactamente para qué sirve el producto?”, preguntó Witherspoon retóricamente entre risas. “¡Eso arruinaría la sorpresa! Además de que evidentemente no es necesario, ya que teníamos miles de personas en lista de espera incluso antes de que anunciáramos el producto”.


James Witherspoon, hablando de “Google Whatever” sin decir qué rayos es

Los fanáticos acérrimos de Google manifestaron su emoción al enterarse del nuevo producto. Gabriel Román, estudiante de Ingeniería de Computadoras del Colegio de Mayagüez, compartió su algarabía: “Yo me metí en el pre-beta inmediatamente que me enteré. Obviamente sólo se puede acceder al programa por invitación, así que me puse rápido en la lista para que me toque mi turno lo más pronto posible. Tengo un amigo cuyo primo tiene un amigo que conoce a alguien que ya tiene acceso, y le contó que está cabrón: el interfaz es bien limpio y fácil de usar, tiene muchas funcionalidades, e incluso hay manera de extenderlo usando plug-ins. ¡No sé qué carajo hace ‘Google Whatever’, pero estoy loco por probarlo yo mismo!”. Román confesó que espera que “Google Whatever” se integre transparentemente con las otras aplicaciones de Google, “porque de seguro querré usar la data de Google Whatever en GMail o Google Calendar… ¡cualquiera que sea esa data!”. El joven también expresó que sabe que será envidiado por todos sus compañeros “geeks” cuando se convierta en el primero de su departamento en poder experimentar con la nueva tecnología: “¡Quizás hasta me consiga una jevita de Ingeniería Industrial que se me pegue sólo por poder ver cómo brega esta pendejá’ de Google!”, exclamó jactancioso, sobre-estimando increíblemente el interés de cualquier Secretaria en cualquier tecnología informática que no sea el teclado simplificado Dvorak.


El logo proyectado de “Google Whatever”, que incluye de todo un poco (incluso, incoherentemente, un avión)

No quedándose rezagado, Microsoft, la enorme compañía de software que no soporta que un start-up con ínfulas de grandeza como Google le esté comiendo los dulces cada día más, se apresuró a asegurar que pronto también saldrá al mercado “MS Whatever”, cuya funcionalidad será superior a la de la versión de Google. “Nosotros en Microsoft estamos comprometidos a mantenernos competitivos”, aseguró Joseph Persimmons, Presidente del Departamento de Mercadeo y World Takeover de Microsoft. “Es por eso que pretendemos tumbarle el kiosko al buscador en línea de Google con el nuestro, bing, a cuyo nombre no le espetamos ‘MS’ para no asustar a nadie. ¡Usen bing!”, rogó patéticamente Persimmons. “¡Sabemos que nadie en el planeta necesitaba otro puñetero buscador en línea, pero no podemos evitar intentar ser el número uno en todo! ¡Al menos nadie nos puede negar que ‘bing.com’ es más corto de escribir que ‘google.com’!”. Persimmons adelantó que “MS Whatever” tendrá “mayor funcionalidad que la de Google, aunque sólo funcionará en Windows Vista o Windows 7, requiere una licencia que limitará su uso a solamente tres computadoras por usuario, y no permitirá exportar la data fuera de formatos de Microsoft. Tendrá cinco versiones (Whatever Basic, Whatever Home, Whatever Office, Whatever Enterprise, y Whatever Premium), y en cuanto tengamos la más puta idea de qué hace el maldito producto este, divulgaremos cuáles serán las diferencias entre las versiones en cuanto a funcionalidad y precio”.


Un ingeniero de Microsoft haciendo “brainstorming” sobre de qué diablos podría tratarse “Google Whatever”

Google reveló que ya están permitiendo que la gente se añada a la lista de espera para el pre-beta, el cual ya ha comenzado en algunos lugares. Igualmente adelantó que esperan que el programa de pre-beta dure varios meses, y que luego el producto permanezca en beta por los próximos cinco años, o hasta que la compañía se desmorone por expandirse demasiado y meter la cuchara en demasiados mercados, lo que suceda primero. “¡Aprovéchennos mientras duremos!”, recomendó el Director de Mercadeo de Google. “¡Todos sabemos que eventualmente nos convertiremos en un mega-monstruo capitalista y que desplazaremos a Microsoft solamente para convertirnos en Microsoft!”.