El Vaticano, Ciudad Del Vaticano – El representante de Dios en la Tierra, el Papa Benedicto XVI, anunció hoy que su institución eclesiástica, la Iglesia Católica, está lista para hacer lo que es fácilmente el cambio más contundente de su milenaria historia: cambiar el nombre de la Santa Trinidad a “Héctor el Father, the Son and the Holy Spirit”, esto ya que, contrario al resto de la humanidad, él cree en la veracidad de las palabras del reggaetonero cuando éste dice que renunciará a su vida mundana para ejercer su completa cristiandad.

“El Father empezó en el camino hacia El Señor al separarse de Tito, porque aquí en la Iglesia aceptamos a los reggaetoneros, pero no a los maricones”, dijo el Papa, usando un intérprete del italiano al cafrencis portoricensis, y refiriéndose al primer compañero musical de Héctor el Father y Zoolander puertorriqueño, Tito el Bambino. “Por eso, y otras razones, no me vino como sorpresa que El Father aceptara que Redimi2 rezara por él,” argumentó el Sumo Pontífice, refiriéndose al caco con el nombre más ridículo y gestor de la conversión al cristianismo-hipócrita del nuevo santo, Héctor.

Video de cuando Redimi2, el caco con el nombre más ridículo, rezó por Héctor el Father

La Santa Trinidad viene de los propios textos de la Biblia, así que llevar a cabo el cambio fue después de mucha discusión, debate y fumaera de filis. “Je… je je je… es fuerte, es fuerte, mano, pero pues, si celebramos este cambio de El Father a nuestra religión, quizás también más cacos se conviertan; así podríamos también cambiar los santos y los doce discípulos… je je”, rio un oficial eclesiástico quien vestía ojos rojos. “Yo siempre he dicho que lo que necesitaba nuestra Iglesia, más que nada, eran más cacos. Ya bien lo dijo Jesús: ‘Dejad que los cacos vengan a mí’… ¿era ‘cacos’ o ‘niños’? Nada, broqui, el punto es que nos vamos a quedar sin feligreses a menos que hagamos algo. Yo había sugerido echarle un poquito de Mary Jane al incienso que se quema durante la misa, pero como no quisieron hacer eso, canonizar a Héctor El Father suena como una buena táctica”.


Así es que se verá ahora la Santísima Trinidad, gracias a los excelentes argumentos de los eclesiásticos arrebata’os

“Decidimos cambiar la Santísima Trinidad porque es tiempo de que la Iglesia Católica lleve a cabo cambios modernos, y qué mejor momento para hacerlo que cuando un caco se convierte a nuestra religión”, explicó Herr Papa con cara de Nazi. “Lo único malo es que hay que cambiarle un poco la forma a la Santa Trinidad: hay que hacerla un poquito más ancha para que sea más cómoda para el Father”. A preguntas de El Ñame que si ahora que estaban haciendo cambios modernos aceptarían el uso de profilácticos y anti-conceptivos, el Papa Benedicto ripostó, “¿¡Qué!? ¿Cómo nuestras gatas van a seguir recibiendo cupones si no es pariendo más niños? Es necesario mantener los caseríos llenos pa’ recibir los chavitos pa’ la antenita de DirecTV. O sea, yo como Papa me puedo relacionar mucho con eso de la criminalidad y los asesinatos, ya que yo era del Hitler Youth; igualmente me puedo relacionar con eso de las gatas y el perreo, ya que yo fui sacerdote”, contestó. Como prueba adicional de su street cred, Herr Papa intimó que de ahora en adelante quiere que le digan “El Papi”: “Es que eso de ‘El Papa’ suena a viejo, pero de seguro con eso de ‘El Papi’ me tumbo más jevas”.


Aquí se ve a El Papi, buscando jevas y gatas al ritmo de “Déjale caer to’ el peso”, en referencia de las medidas corporales extremas de Héctor el Father, nuevo integrante de la Santísima Trinidad

Intentamos conseguir una reacción del mismísimo Héctor El Father sobre su ascención, pero éste se encontraba ya en su Trono Celestial, presidiendo sobre lo que se ha descrito como “una joda divina”.